SIONISMO CRISTIANO 101

Definiendo el Movimiento

Versión para impresiónSend by email

Decenas de miles de iglesias tienen una creencia firme en la importancia de respaldar a Israel y de bendecir al pueblo judío. El versículo más frecuentemente citado como referencia a este mandato es Génesis 12:3, en el cual Dios le dice a Abraham “Bendeciré a quienes te bendigan y maldeciré a quienes te maldigan y en ti serán benditas todas las familias de la tierra.”

Desde el nacimiento del Estado de Israel en 1948 el error teológico conocido como Teología del Reemplazo ha comenzado a declinar, mientras que crece la Teología del Sionismo Cristiano.  La cual comprende la importancia del pacto eterno de Dios con Abraham y con la nación que saldría de él.

Sin embargo, así como el término “Sionismo” ha sido distorsionado y planteado por los enemigos de Israel como una palabra negativa, también el “Sionismo Cristiano” está bajo ataque y a menudo es tergiversado en los medios y en algunos discursos públicos. Por esta razón los artículos y los estudios emitidos por ICEJ, -los cuales definen y esclarecen las creencias de los defensores cristianos de Israel y sitúan su “amor por Israel” dentro de su adecuado contexto bíblico,- resultan invaluables.

 

Sionistas Cristianos

"Sionismo, [es] el movimiento nacional para el retorno del pueblo judío a su tierra natal y amparando desde sus inicios la reanudación de la soberanía judía en la Tierra de Israel, y persiguiendo objetivos tanto tangibles como espirituales. Judíos de  todas las ideologías, derechistas, izquierdistas, religiosos y seculares, se unieron al movimiento sionista y trabajaron juntos para lograr dichas metas. Subsecuentes desacuerdos provocaron divergencias, pero finalmente se logró el objetivo común de un estado Judío en su antigua patria. El término "sionismo" fue acuñado en 1890 por Nathan Birnbaum." (Jewish Virtual Library).

Si el sionismo es la creencia en el derecho del pueblo judío a retornar a su patria, entonces un sionista cristiano debería ser definido simplemente como un cristiano que apoya el derecho del pueblo judío de regresar a su tierra natal. Bajo esta general y simple definición, muchos cristianos calificarían sin importar cuáles son sus motivaciones para este respaldo. Así como judíos de todas las ideologías formaron el movimiento sionista, también los cristianos de todas las ideologías pueden entrar en esta amplia definición de “sionista cristiano”.

Por esta razón, un sinnúmero de respuestas pueden ser dadas por un cristiano cuando se le cuestiona sobre su apoyo a Israel. Las respuestas pueden incluir razones políticas, históricas y/o religiosas.

 

Teología Española del Sionismo Cristiano

La verdadera teología del Sionismo Cristiano, también conocido como Sionismo Bíblico, apoya el derecho del pueblo judío de retornar a su tierra original, basándose en las Escrituras. El fundamento bíblico para el sionismo cristiano se encuentra en el pacto de Dios con Abraham. Fue en este pacto que Dios escogió a Abraham para dar origen a una nación a través de la cual Él redimiría al mundo, y para ello les legó una tierra en la cual existir como nación escogida.

El Sionismo Cristiano es confirmado en las Escrituras hebreas. Los profetas mayores y menores confirmaron consistentemente esta llamado nacional a Israel, le prometieron restaurarla en el futuro a su tierra después de un período de exilio, y hablaron de su renovación espiritual y de la redención que traería luz al mundo.

El Sionismo Cristiano difiere de la Teología de la Sustitución la cual enseña que la relación especial que Israel tenía con su Dios en términos de su destino nacional y su hogar nacional (su tierra) se ha perdido por su rechazo a Jesús como Mesías, y que por lo tanto la iglesia se ha convertido en el nuevo Israel. Enseña que de esta manera, la iglesia ha heredado todas las bendiciones que se le prometieron a Israel, pero que los juicios y maldiciones, convenientemente se quedan con el pueblo judío.

En vez de ello, el Sionismo Cristiano enseña basado en las Escrituras que el Pacto de Dios con Abraham aún es válido el día de hoy. Aún hay un destino nacional que se cumplirá en el pueblo judío, y su hogar natal es su posesión eterna en cumplimiento de los planes y propósitos de Dios para Israel. El Nuevo Testamento no solo afirma el pacto Abrahámico, sino que confirma la misión histórica de Israel y que los dones y el llamado de Israel son irrevocables.

Por tanto, el Sionismo Cristiano no se basa en profecías ni en eventos de los últimos tiempos. La mayoría de los cristianos sionistas estaría de acuerdo, sin embargo, en que el resurgimiento de Israel en la escena mundial, en cumplimiento de las promesas de Dios para ella, indican que otros eventos predichos por la Biblia sucederán a continuación. 

Rev. Malcolm Hedding
Vocero de ICEJ

 

Share this: